Saltear al contenido principal
Tendencias En Decoración De Locales De Hostelería

Tendencias en decoración de locales de hostelería

En la actualidad el turismo se ha convertido en una industria sustentable, a la que países como España podría dedicarse con facilidad. Debido a la gran afluencia de turistas al año y a la cantidad de lugares y sitios que tiene para ofrecer.

Este hecho modifica, a lo largo del tiempo, la forma en la que los locales venden y hacen conocer sus productos. Anteriormente, era muy difícil reconocer las diferencias entre bares, restaurantes, y cafeterías, la mayoría eran prácticamente iguales, hoy día, no obstante, las cosas son muy distintas, y ya no solo se venden los productos, sino las experiencias que hay detrás de ellos.

La competitividad entre los locales los ha impulsado a buscar cada día innovaciones que los hagan únicos entre ellos. En parte esta intención de sobresalir es favorable para cada una de las marcas, porque luchan por conocerse y consolidarse en un mercado donde cada día se suman más y más personas.

La imagen y el consumidor

Hay muchos estilos y formas de integrar los espacios a las tendencias y las necesidades de las personas. Los distintos locales buscan una especialización para lograr ese ambiente único que ningún otro local podría alcanzar.

En la actualidad, hay estilos que integran elementos nunca antes pensados.

Murales y Graffitis:

Lo primero que pensamos cuando escuchamos pinturas con aerosol es en una galería de arte, las calles, o en una oleada de jóvenes recorriendo la ciudad.

Los locales nacidos en los últimos tiempos, implementan un sentimiento de juventud y rebeldía, por lo que en sus interiores encontramos imágenes explosivas y coloridas que le otorgan un aspecto inigualable, en muchas ocasiones estos diseños se complementan a la perfección con el mobiliario, estos locales atraen miradas curiosas, perfecto para cafeterías y bares enfocados a la juventud.

Estilo rustico:

Los muros en terracota, las sillas de madera y detalles en cuero, con formas redondas y una iluminación directa, cálida, es lo característico de esta tendencia, una de las tantas maneras de influir un ambiente que llama a la tradición y la elegancia.

Este estilo es ideal y común en restaurantes familiares, donde abundan las largas mesas de madera en tonos oscuros.

El estilo moderno:

Piensa en una gran velada, con luces bajas y una iluminación leve en la mesa, tonos oscuros en el mobiliario, y una mantelería de tonos suaves, un pequeño sonido en el fondo que armonice con todo el paisaje.

Este estilo puede parecer antiguo, pero en la actualidad es utilizado por restaurantes que buscan transmitir un ambiente de elegancia, sobriedad y lujo.

Lo escandinavo y los espacios abiertos:

Un estilo con muebles extensos, funcionales, de tonos claros y gran adaptabilidad.

No olvidar ningún detalle

A la hora de diseñar y planificar un estilo, debes tener en cuenta que todo en el local debe integrarse para lograr el efecto que deseas. No olvides ninguna habitación, decoración o mobiliario alguno. De lo contrario, podrías tener una confrontación en el ambiente que más que atraer, confundiría al cliente. Si las zonas donde se come, tienen un estilo cuidado y pulcro, lo mismo va para los baños.

El éxito reside en presentar los conceptos de forma precisa, clara y orgánica. Además, realizar una propuesta original que permita la difusión masiva que tus clientes puedan brindarle, haciendo uso de los medios electrónicos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *